El cuento de pinocho mentiroso

Había una vez un viejo y pobre carpintero que tenía muchas ganas de tener un hijo al cual poder cuidar y amar, sin embargo no estaba casado y ya los años habían pasado, por lo que conseguir esposa sería completamente imposible.El cuento de pinocho mentiroso

Cierto día un grillo lo escuchó y fue a hablar con un hada, a quien le contó la historia de este pobre hombre, entonces el hada decidió ayudarlo y le dio vida a uno de los más bellos títeres que habían sido tallados por el carpintero, a quien el hada le puso el nombre de Pinocho y le hiso prometer que jamás en su vida mentiría o la nariz le crecería y le crecería.

A la mañana siguiente, según este cuento para niños, el carpintero despertó feliz y a abrazó y llenó de besos a su hijo de madera, quien a pesar de ser duro, era tibio y entonces empezó a mandarlo a la escuela.

Un día mientras Pinocho cruzaba un camino para ir a la escuela, es abordado por una comadreja, quien con dulces engatusa al niño para no ir a la escuela e ir al circo.
Así que Pinocho al llegar a casa es cuestionado por su padre, quien le pregunta:

– ¿Dónde has estado hijo?
Y Pinocho respondió entonces:
– En la escuela como todos los días padre.

Si darse cuenta, en un abrir y cerrar de ojos la nariz de Pinocho ya medía como medio metro.
Entonces Pinocho fue castigado por su padre, entonces Pinocho quedó encerrado en la casa sin poder salir, hasta que la comadreja apareció y lo ayudó a escapar.

Pinocho sin aprender la lección, es convertido en asno por una bruja y nunca más volvería a ver el rostro de su querido padre.