La risa contribuye a regular el colesterol

La risa reduce el riesgo cardiovascular y la inflamación

La buena costumbre de reir diariamente no solo sirve para ver la vida de una manera más amable, sino que baja el colesterol y el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares. Lee Berk, psiconeuroinmunólogo de la Universidad de Loma Linda (Estados Unidos), y Stanley Tan. Endocrinólogo especialista en diabetes del Instituto de Investigación Sanitaria Oak Crest, han comprobado que visionar media hora diaria de vídeos de humor elevó el colesterol bueno y provocó otras reacciones positivas en el organismo del 26% de los pacientes con tasas elevadas de glucosa en la sangre, hipertensión e hiperlipidemia (colesterol y/o triglicéridos altos) que además siguieron el tratamiento farmacológico habitual. En cambio, solo el 3% de los que tomaron exclusivamente medicamentos consiguieron resultados equivalentes. Los investigadores analizaron también el efecto sobre los niveles de las proteínas c-reactivas, un marcador de inflamación: se redujeron en el 66% de los miembros del grupo de las risas y en el 26% de lso que únicamente tomaron medicación. Los investigadores concluyen que la risa ayuda a los diabéticos a prevenir enfermedades que les afectan especialmente, como infartos cardiacos, ceguera, complicaciones neurológicas, trastornos inmunitarios y alteraciones de los vasos sanguineos.

La risa contribuye a regular el colesterol