Los beneficios que el yoga del sonido aporta

¿Has probado alguna vez hablar con el alma? El Nada Yoga es una modalidad de yoga que potencia el poder de la voz y propone escuchar la música que todos llevamos dentro. Un reencuentro con nuestras vibraciones más profundas que aporta múltiples beneficios al organismo.

Los beneficios que el yoga del sonido aporta

“Los beneficios que la práctica del yoga del sonido reportan al organismo son muchos, ya que incide directamente en el sistema nervioso, el encargado de gestionar todas las funciones del cuerpo, especialmente las que nos proporcionan bienestar mental y relajación”, dice Mayte Criado, especialista en esta disiplina. Pero además, el Nada Yoga sirve para:

Desbloquear la energía negativa. El uso apropiado del sonido y sus vibraciones actúa sobre puntos particulares del cuerpo fisico y psiquico, remueve los bloqueos energéticos negativos que hay y los libera. De esta manera, se facilita el desarrollo de la creatividad, la sanación y el autoaprendizaje.

Sincronizarnos con el ritmo natural. Las vibraciones sonoras actúan tambén sobre nuestra energia vital, redistribuyéndola consecuentemente. Además, intervienen sobre nuestros ritmos naturales, que nos permiten adecuar cada actividad a un determinado estado de reposo, relajación y fluidez que favorece la resistencia fisica y la lucidez mental.

Potencia la energía positiva. Según los expertos, incluso algunas técnicas ritmofonéticas inducen, con el tiempo, una activación neurosensorial que incrementa la atención, la concetración y la memoria, “basta pensar que le oido es el intuir la importacia que puece llegar a tener el desarrollo de las técnicas del Nada Yoga”, indica Mayte Criado.